Desmitificando tópicos en Palacio de Anglona

Hoy nos dirigimos a un restaurante con mucha historia. Concretamente, nos trasladamos a los bajos del palacio del príncipe de Anglona… Espejos, reflejos de cortinas adamascadas e imágenes retro-iluminadas de majestuosas estancias palaciegas nos recuerdan todo aquello que fue este lugar. 

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Y en cierto sentido, en Palacio de Anglona, el tiempo parece haberse detenido en el siglo XIX. No lo decimos por los manteles blancos o las pinceladas barrocas, sino más bien por los precios, tan ajustados, que parecen no haber sufrido la inflación desde hace muchos años…

Y si pensáis que los precios bajos se deben a una calidad escasa, estáis muy equivocados. Para empezar, en este establecimiento encontramos platos tan innovadores como la tortilla de patatas con cebolla caramelizada y aceite de trufa (4,90 euros), el carpaccio de provolone (4,20 euros) o la ensaladilla rusa con melocotón y mújol (3,93 euros).

Si creéis que las raciones son pobres, para justificar los precios tan bajos, es con gran placer que os vamos a llevar la contraria, otra vez. 🙂

En plena fiebre de las hamburguesas, nos decantamos por probar la de kobe con tomate raff y cebolla frita (9,50 euros), uno de los platos estrellas del menú y nos dejó un muy buen sabor de boca.

Si sois adictos a las hamburguesas, podéis probar la de carne de vacuno con queso cheddar fundido, speck, lechuga, tomate y patatas fritas (7,15 euros) o la de rabo de toro con queso provolone fundido, rúcola y mahonesa especial (7,90 euros) o por qué no, podéis optar por una degustación de hamburguesas (8,50 euros).

No pudimos resistirnos a pedir el postre. ¿Hace cuanto no leéis una carta de postres cuyos precios rondan los 2,50 o los 2,90 euros? Y no, no son tartas industriales. Todo es casero. Nos pusimos finos con la tarta de queso con dulce de leche, la tarta de chocolate: con picadura de almedras y chocolate fudge y con la mousse de chocolate, además esta última la trajeron en un tarro muy bonito.

Para la sobremesa, nos tomamos un gin tonic en el lounge bar por sólo 4,50 euros, y oíd, no era garrafón!!

Es el caso de decir que Palacio de Anglona desmitifica todos los tópicos relacionados con la hostelería. Aquí es posible comer y beber bueno, bonito y barato, sin tener que escatimar en cantidad o en calidad.

Quizás os interese también:

Anema e core: “cocina italiana con algo más”

‘Burger Joint’, desde Argentina con pasión

‘Julieta Bistró’, el ítalo-español de La Latina

‘La Casa tomada’, street food venezolana en tamaño XXL

‘Hamburguesa Nostra’, pionero en ‘fast good’ hecho en España

‘Montes de Galicia’, un clásico que se reinventa

Asturias en seis restaurantes 

‘Tuk tuk’, un asiático asiático

‘La raquetista’, pequeña pero matona

‘La jefa’, cocina y decoración colonial

‘Otto’, el restaurante de moda que conquista a los gourmets

¡A las rices setas en La Trastienda Tapas!

Seven & Six apuesta por la ‘cocina optimista’ de Emilio Salas

‘Restaurante Lúa’, picoteo de 5 tenedores 

De Madrid a ‘El cielo de Urrechu’

‘Santa Fe’, el nuevo argentino de Chamberí

‘Goiko Grill’, hamburguesas vasco venezolanas

Más de 30 razones para darte un paseo entre el Retiro y Salamanca

‘Días Desur’ y de norte

‘Pico de Gallo’, el fast good mexicano

El Imparcial, el nuevo ‘place to be’ de Madrid

‘Zoe’ no lo llames ‘gastro circo’ llámalo restaurante

‘El Recuerdo’, hippy y chic a partes iguales  

‘El Gordo de Velázquez’, la apuesta perosnal del chef María José Ibáñez

‘El Colmado de Chema’: de tapas en el market

‘La Chusquery’, rompiendo los esquemas del ‘latineo’

‘Cambridge Soho Club’, como en Londres pero en Madrid

Viaje a los 50’s en 8 pistas 

‘Casino Gran Vía’, mucho más que juego

‘Sinergia’, 5 buenas razones para visitar Platea

‘A&G’ reescribe su concepto de restaurante de alta cocina

Otra Venezuela, la gastronómica

‘El Monjo’, cocina de cinco tenedores en Villa

‘Romano Ristorante’, estandarte de la gastronomía italiana en La Moraleja 

‘Casa Lobo’, ecléctico en estilos y sabores 

‘El Viajero’ se sube al tren de las nuevas tendencias 

‘El bund’, el chino que te recomendaría un chino

‘El Palé’, en Chueca pero sin pijerío 

Noches aún más agradables de la mano de ‘Agrado cabaret’ 

‘Bar Santo Mauro’: picoteo asequible en un entorno de lujo

La ‘Carmencita’ recupera la cocina de toda la vida de Simone Ortega 

‘Club A de Arzábal’, un secreto a voces 

Alcocer 42: ‘carne de la felicidad’, Josper y mucho más  

‘Oh Bla Bla!’: Italia y Japón juntos pero no revueltos 

‘Zamanda’, el amor por la gastronomía hecho tienda 

‘Bodega La Fuente’, visita obligada en Majadahonda

‘Trattoría Manzoni’, el italiano que te recomendaría un italiano 

‘Variopintos’: de todo un poco, con las setas como protagonistas 

‘Oribu Gastrobar’, el estilo de Chicote crea tendencia 

‘Gaztelubide’, cocina tradicional al poder  

Reserva mesa con la historia en ‘Bodega de los secretos’

‘GansoTaberna’, un homenaje a ese “gran olvidado” de la cocina española

‘Muñagorri’, cocina casera de verdad

‘Ramen Kagura’, el japonés que necesitaba Madrid

‘Café Colón’ llega pisando fuerte

‘Feltman’s hot dog’, cuando el perrito caliente es gourmet

‘Retorno a Ultramar’, un ultramarinos del siglo XXI

De vermut en el Manolo

‘Seven & Six’, el gastrobar de Pintor de Rosales 

‘Arquibar’ se renueva y mejora su oferta 

‘SOT’, la vermutería de ‘abajo’ de Sergi Arola

Mercado de San Ildefonso, el ‘street market food’ de Fuencarral 

‘Alta burgersia’: burgers para paladares nobles 

‘La Musa de La Latina’: tapas, futbolín y ping pong

‘M29’, un menú para cada momento 

‘Tacatá’, una buena razón para acercarse a Pozuelo

‘Anticafé’, no convencional es la palabra

‘Taxi a Manhattan’, ¿te subes?

“Hace Carola un cocido para chuparse los dedos” 

‘El 38 de Larumbe’, dos áreas y una única misión: mimar tu paladar

‘De Rodríguez&Salas’: refugio para amantes del arte, la comida y el vermuteo

Corral de la Morería, “borrachera de los sentidos” 

Seis razones para cruzar la puerta de ‘The Place’

Flash Flash Madrid le da la vuelta a las tortillas 

Puerto Lagasca, vaivén de sabores 

La Posada de El Chaflán, una casa de huéspedes del siglo XXI  

Lobby Market, algo más que una cara bonita

Más que pintxos, para toda la familia

Triciclo, el gourmet del Barrio de Las Letras

El Back, como en casa o mejor…

Cultura, decoración de autor y buena gastronomía se dan la mano en Ateneo

El Mentidero Café: entras por la decoración, vuelves por el servicio 

‘Madrid sabe a violeta’

‘Chincha’: 100% cocina clásica peruana

Rumbo a África sin salir de Madrid

L’Artisan: cocina franco-japonesa artesanal

La Carmencita: una casa de comidas comprometidas con los retos del siglo XXI

De tapas japonesas en Hanakura

Las citas gastronómicas de este otoño

¿A qué sabe la historia?

‘El Recuerdo’, hippy y chic a partes iguales  

10 direcciones que todo celíaco, vegetariano o vegano debe conocer

Malatesta, una trattoria con acento romagnolo

Aiò o cómo la pizzetta sarda cambió la vida de Marcello y Andrea

Anuncios